TERCER DIÁLOGO FOTOGRÁFICO: ARTE CONTEMPORÁNEO Y FOTOGRAFÍA

En este tercer encuentro, los miembros del Observatorio conversamos sobre el fenómeno del arte contemporáneo y su relación con el quehacer fotográfico.

Video de encuentro:


Participación por escrito del maestro Gilberto Chen

El primer peligro es la necesidad de encasillar, poner nombres, definir, ya que eso nos lleva a encerrar conceptos. En este momento en que las opciones se han abierto de una manera salvaje gracias a las nuevas tecnologías, 

Ayer comentaste [Oscar Colorado] que el cine era el séptimo arte, tanto si fuera una película del Santo o las Ficheras. Que se hayan hecho con los mismos elementos que Casablanca (cámara de cine, película, guión, parlamentos, actuación, música, etc. etc.) me deja pensando si es cierto ese argumento. Y creo que no, por ser hecho de la misma forma, no es lo mismo. 

De la misma manera si uno hace un grabado punta seca en tórculo y lo firma y demás, no significa que sea una obra de arte. La técnica y el proceso no determinan la artisticidad de una pieza.

Otro punto que me brinca es en una obra de arte moderno, ¿qué tan importante es la ocurrencia, la idea y en qué momento se puede considerar que fue una genialidad y no una jalada? Yo creo que eso será cosa de tiempo para que perdure y no se pierda en el tiempo, lo cual no nos toca decidir, habrá que darles espacio para ver sis e sostienen. Con los tiempos cambian los gustos, los parámetros, las tendencias, ¿quién puede decir si una obra es buena o mala? Puede estar hecha con mucha calidad, sobre estratos muy finos, enmarcada, incluso con tintas cargadas de oro y plata, y por eso ¿es buena? ¿algún día será buena si hoy no lo es? ¿Perduará la genialidad o la obra terminada? Me imagino que urinarios como el de Duchamp hay varios miles, pocos firmados.

Otro punto a considerar, o incluso, deshechar, es la comercialización, puesto que en algunos casos ha llegado a validar y por lo tanto, encarecer una obra el simple hecho de ir firmada, no por ser buena. Si no tuvieran firma, podría ser que terminaran en un bote de basura. Los curadores, galeristas, promotores se mueven por otros intereses.

Me inquieta el arte efímero, que se hace y deshace casi inmediatamente, como puede ser un performance, y donde solo queda un video y/o fotografías del evento, pero no el evento en sí. ¿Debería considerarse como foto o como video? Lo primero es ver el resultado, si están hechos con calidad, con apego a la obra, pero eso no tiene que ver con la obra original, que también hay que evaluar su calidad y proyección.

De igual manera me pasa con otras manifestaciones del arte, especialmente el contemporáneo.

En otra plática que se ha quedado en el tintero (hoy laptop) es sobre el instagram. Ayer también fue nombrado como un gran influencer en las tendencias artísticas (que palabrotas) toma retratos hechos por otros y les añade unos textos y los cuelga y vende en un museo o galería. Creo que están existiendo algunos resultados, pero no porque esa fuera la meta del Instagram. Al contrario, me parece que al ser tan increíblemente popular, la calidad de los trabajos va disminuyendo, pues al salir un trabajo como el nombrado ayer de actuar para el instagram, sólo existir ahí y no en la realidad, seguramente comenzaran a existir muchos otros personajes, copycats, que de alguna forma, ya ni son originales y seguramente no tienen la calidad, y de esa manera se va diluyendo el primer impacto hasta que surja otro trabajo excepcional.

Fotografiar la comida, eventos del día, etc. etc. al principio llamaban la atención, hoy a pocos les importa. Y la gran mayoría de los instagramers no tienen un lenguaje visual, entonces sus imágenes están llenas de errores, brillos, ruido visual, etc. Pero como pueden llegar a tener muchos “likes” se creen importantes y hasta artísticos.

¿Qué sucede con el Twitter? Tener un número reducido de caracteres, ¿ha hecho que los miles de usuarios sean mejores escritores? Al contrario, inventan contracciones, redactan mal el vocabulario se reduce. Lo mismo siento que pasa con el instagram. Es tan fácil tomar una foto y subirla, que más rápido es mejor….. Tengo mis dudas.


Participantes:

Lourdes Almeida

Luis Beltrán

Ulises Castellanos

Oscar Colorado

Ramón Cruz

Gilberto Chen

Maribel Fernández

Gabriel Figueroa

Javier Hinojosa

Franz Krajnik

Margarita Mena

Manuela Pastrana

Juan Carlos Valdez

Transcripción del Chat

00:49:59.851,00:50:02.851
Sobre Erik Kessels. Dr. Oscar Colorado: https://fstoppers.com/news/artist-apologizes-violent-and-misogynistic-photo-exhibition-encourages-men-517352

00:51:37.018,00:51:40.018
Frida Castañeda Bulos: hay derechos de autor, de explotaciòn, de reproducción, etc….

00:54:09.511,00:54:12.511
Lourdes almeida: En el arte lo que menos importa es estar validado por alguien.

01:17:28.872,01:17:31.872
Dr. Oscar Colorado: Generador de nombres para ponencias http://www.yeray.com/generador/

01:21:59.591,01:22:02.591
Frida Castañeda Bulos: editores de foto que no hacen foto pero quieren su Expo

01:35:02.878,01:35:05.878
Frida Castañeda Bulos: son centro de validación o de visibilidad? los espacios son los que validan?

01:43:23.355,01:43:26.355
Dr. Oscar Colorado: https://artfacts.net/lists/global_top_100_artists

01:48:04.125,01:48:07.125
JAVIER HINOJOSA: Gerhard Richter

02:05:46.510,02:05:49.510
Frida Castañeda Bulos: no se puede justificar la falta de tècnica como parte conceptual

02:07:06.487,02:07:09.487
Franz Krajnik: La fotografía no solo es arte, es también artesanía. Todo el proceso cuenta.

Recursos útiles:

Manual de estilo del arte contemporáneo

Pablo Helguera

Manual de estilo del arte contemporáneo es la guía esencial para los interesados en jugar el juego del mundo del arte. A partir de la más actualizada y completa información —recabada de primera mano de las grandes personalidades que hoy dominan La escena internacional—, el artista, critico, curador o simple observador dispuestos a sobresalir profesionalmente en este difícil y competido medio, cuentan finalmente con un manual que iluminará su camino y que Los acompañará paso a paso hasta la celebridad, todo ello sin que en el intento se vean en la penosa circunstancia de romper las reglas básicas de la decencia y el ascenso social estratégico, fundamentales para triunfar. Saborear los frutos de la elite artística no es ya un anhelo improbable. Después de recorrer estas páginas, incluso ci principiante sin grandes aptitudes tendrá la oportunidad de lucir su sofisticación en inauguraciones y charlas elevadas sobre estética, y descubrirá que a fin de alcanzar la gloria no se requiere del menor talento, ni de noción alguna sobre La historia del arte. Todo es cuestión de temperamento y buen sentido de la oportunidad, y, por supuesto, de una dosis necesaria de etiqueta.

School of Saatchi: Reality Show sobre arte contemporáneo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s